El Mundo de la Energía
Jueves 15 Abril 2021 01:11:42 AM

64% del combustible incautado en Colombia era para ser vendido en Venezuela

Un tercio de la gasolina ilegal incautado el año pasado fue en el departamento Norte de Santander (Foto Crudo Transparente)

Una investigación realizada por la organización Crudo Transparente con sede en Bogotá revela que los departamentos colombianos con mayor conflictividad social e irregularidades en la comercialización de combustibles son los que limitan con Venezuela, al punto que en esas zonas el consumo se elevó 18% solamente en el segundo semestre de 2020 y el volumen incautado durante el año pasado aumentó 20% con respecto al de 2019, al alcanzar los 134.184 galones, casi 500.000 litros.
“64 % de la incautación ocurrió en la zona limítrofe con Venezuela, principalmente en los departamentos de Arauca, Norte de Santander, Guajira y Cesar; siendo Norte de Santander el departamento con la mayor incautación de crudo ilegal con un 46.543 galones (34,6%)”, indica el estudio realizado por Katherine Casas, investigadora de Crudo Transparente. “Cabe resaltar que por primera vez se presentó un fenómeno inusual: por la escasez de gasolina en Venezuela, se originó esta actividad ilícita a la inversa, y ahora los vendedores informales venezolanos se proveen del hidrocarburo colombiano”, añade el reporte.
El estudio indica que en el mercado negro o informal en algunas zonas de Venezuela se vende el litro hasta en 7 dólares; mientras que en Colombia un galón –el cual alcanza casi los cuatro litros- promedia alrededor de los 2,15 dólares.
También advierte que la zona fronteriza fue la más afectada por los hechos de orden público, la conflictividad social por hostigamientos a la infraestructura petrolera y acciones contra el contrabando de crudo, que se ha convertido en otro fenómeno que afecta también afecta al  Departamento Norte de Santander.
“Se decomisaron 46.543 galones de hidrocarburo ilegal; siendo el triple (14.246) frente al 2019; y en esta zona se registró el mayor número de decomiso de crudo ilegal durante el 2020”, añade el reporte.
Aclara el reporte que las irregularidades también incluyen la acción de grupos irregulares que requieren el petróleo y la instalación de minirefinerías para la producción de cocaína. Por tanto, esta región registra la mayor conflictividad social, ambiental e ilegalidad vinculada al sector petrolero de Colombia con casos de derrames, hostigamientos a la infraestructura petrolera, instalaciones de válvulas ilícitas, refinerías ilegales, protesta, secuestro y amenaza a personal de empresa.
Señala los hechos vinculados a la instalación de pegas clandestinas para el hurto de hidrocarburos mediante acciones violentas en el oleoducto Caño Limón Coveñas, al punto que se registraron un total de 126 acciones de este tipo, es decir, entre dos y tres cada semana del año 2020.
“Medios de comunicación y Ecopetrol han manifestado que el departamento Norte de Santander es el más vulnerable con relación a la actividad extractiva por la presencia de diferentes grupos armados y el oleoducto Caño Limón Coveñas”, indica el estudio de Crudo Transparente. “En el departamento de Arauca también se registraron importantes sucesos. En esta región la afectación a la industria estuvo ligada a acciones de contrabando de crudo y 16 atentados al tubo Caño Limón Coveñas”, indica.

(Si desea leer el reporte de Crudo Transparente pueda tener acceso en https://crudotransparente.com/2021/01/27/pulso-petrolero-regional-balanc... )
 

Categoría: 
País: 

PUBLICADO: 03 de marzo de 2021
Share

 

 

 

Zoom