El Mundo de la Energía
Lunes 28 Noviembre 2022 11:43:24 PM

PDVSA dispuesta a entregar mayoría accionaria a Alí Moshiri e Inelectra en empresas mixtas el Golfo de Paria

Alí Moshiri considera a Inelectra un socio clave para sus negocios en  Venezuela (Foto AMOS Energy)

El ex presidente de Chevron para América Latina y África, Alí Moshire, ahora en su rol de presidente de Amos Global Energy y de Gramercey & AMOS Venezuela Holdings (GAGE) como conocedor de la realidad venezolana encontró su aliado vernáculo y criollo en Jorge Rojas, presidente de Inelectra para volver al negocio de los hidrocarburos en Venezuela y ser pionero en impulsar la producción de crudo en un contexto post sanciones. Tiene el visto bueno del propio presidente Nicolás Maduro, pero su traba sigue siendo que el gobierno de Joe Biden no termina por permitir que la Oficina de Control de Activos Extranjeros de Departamento del Tesoro (OFAC) avale su operación y le otorgue una licencia específica o particular.
Hace mes y medio, ambos gerentes empresariales anunciaron la creación de GAGE, conformada justamente por ambas compañías junto al fondo de inversión Gramercey Funds Management, bajo la idea de que en corto plazo la OFAC daría su aval tomando en cuenta que Petróleos de Venezuela (PDVSA) cedería su mayoría accionaria en las empresas mixtas Petrolera Paría y Petro Güiria, con operaciones en el oriente del país.
“Inelectra ha sido un socio clave con varias corporaciones multinacionales durante muchas décadas. En nombre de GAGE, estamos entusiasmados de que hayan aceptado nuestra asociación y esperamos desarrollar la región del Golfo de Paria”, dijo Moshiri en su mensaje. Rojas, a nombre de Inelesctra, respondió: “Amos Global Energy es un socio estratégico con su equipo de gestión y una sólida experiencia operativa en Venezuela y en todo el mundo”.
Mes y medio después de esas declaraciones, la indefinición política y jurídica por parte de la administración Biden sigue pesando en el avance de este acuerdo y la expectativa apunta a que solo será después de noviembre -después de las elecciones parlamentarias de medio término en los Estados Unidos- cuando se tenga certidumbre sobre la decisión definitiva que pueda adoptar la OFAC, tal como afronta también Chevron.
Moshiri fue clave en la decisión de Chevron de quedarse en Venezuela en 2007 cuando las otras empresas estadounidenses que estaban en el país ( Exxon Mobil y Conoco Phillips) rechazaron migrar de su participación mayoritaria en las asociaciones estratégicas de la faja del Orinoco a un esquema minoritario en empresas mixtas en sociedad con el control de  PDVSA con más de 50%.
Chevron, liderada en América Latina por Moshiri, en esa oportunidad emprendió el camino de actuar como aliado de la PDVSA, primero bajo el control de Hugo Chávez y luego de Nicolás Maduro, pero no exenta de afrontar una cantidad de desplantes sobre todo durante la gestión de Rafael Ramírez, mientras que Conoco Phillips y Exxon Mobil optaron por iniciar sendos procesos de demanda ante centros internacionales de arbitraje que ambas compañías terminaron por ganar.

Categoría: 
País: 

PUBLICADO: 29 de agosto de 2022
Share