El Mundo de la Energía
Sábado 26 Noviembre 2022 10:49:56 PM

Investigación de Harvard señala riesgos de mortalidad en proyectos de shale oil en EEUU

Los proyectos de shale oil están en la mira de expertos de Harvard por el uso de la tecnología de fractura hidráulica (Foto Harvard T.H. Chan School of Public Health) 

Un estudio de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard se suma a las investigaciones que intentan frenar los desarrollos de yacimientos no convencionales –los proyectos de shale oil (petróleo en lutitas)- que utilizan principalmente la tecnología de la fractura hidráulica (fracking en inglés) y en este caso por los riesgos sobre las personas cercanas a este tipo de campos petrolíferos o gasíferos.
“Las personas mayores que viven cerca de proyectos de desarrollo no convencional de petróleo y gas, que involucra métodos de extracción que incluyen perforación direccional y fracturación hidráulica tienen un mayor riesgo de muerte prematura en comparación con las personas mayores que no lo hacen”, señala la nota de prensa difundida por esta dependencia de Harvard.
“Aunque se trata de una actividad industrial importante en los Estados Unidos, se sabe muy poco sobre sus impactos en la salud pública y nuestro estudio es el primero en vincular la mortalidad con la exposición a contaminantes del aire relacionados con estos proyectos”, dijo Petros Koutrakis, profesor de Ciencias ambientales y autor principal del estudio.
La investigación señala que a partir de 2015 se perforaron más de 100.000 pozos terrestres mediante una operación direccional combinada con fracking y aproximadamente 17,6 millones de residentes en territorio estadounidense viven actualmente a menos de un kilómetro de al menos un pozo activo.
“En comparación con la perforación convencional de petróleo y gas, la de estos proyectos generalmente involucra períodos de construcción más largos y plataformas de pozos más grandes  y requiere mayores volúmenes de agua, arena u otros materiales utilizados para mantener abiertas las fracturas hidráulicas y productos químicos que se requieren en el proceso”, señala el resumen ejecutivo.
Informa que otros estudios han encontrado conexiones entre estas actividades y la exposición humana a sustancias nocivas tanto en el aire y el agua, que generan resultados adversos para la salud prenatal, respiratoria, cardiovascular y cancerígena.
Los investigadores de este reciente estudio estudiaron una cohorte de más de 15 millones de beneficiarios de Medicare (personas mayores de 65 años) que vivían en las principales regiones de exploración desde 2001 hasta 2015 y recopilaron datos de los registros de más de 2,5 millones de petróleo y pozos de gas.
“Cuanto más cerca de los pozos ivían las personas, mayor era su riesgo de mortalidad prematura, encontró el estudio. Los que vivían más cerca de los pozos tenían un riesgo elevado de mortalidad estadísticamente significativo (un 2,5 % más alto) en comparación con los que no vivían cerca de los pozos”, se señala en el resumen.
La investigación surge en un momento que la industria petrolera estadounidense intenta agilizar los proyectos de shale oil en Estados Unidos y el gobierno de Joe Biden se debate entre avanzar con su oferta electoral a favor de energías renovables o ceder a incrementos en la producción de crudo para frenar el alza en los precios. 

Categoría: 
País: 

PUBLICADO: 05 de mayo de 2022
Share