El Mundo de la Energía
Viernes 25 Septiembre 2020 08:57:56 AM

El Aissami: “Este nuevo esquema apunta a golpear al contrabando y ´bachaquerismo´ de la gasolina”

Tareck El Aissami: “Esta historia la vamos a escribir en letras mayúsculas” (Foto PDVSA)

El ministro de Petróleo de Venezuela, Tareck El Aissami, calificó el nuevo esquema en la venta de gasolina en ese país como “una historia maravillosa” y explicó que la describe de esa manera porque a su criterio es una muestra de “la resistencia heroica de un pueblo”, del “compromiso patriótico de la clase trabajadora” y de “la conducción sabia y del liderazgo fortalecido del presidente Nicolás Maduro”.
El funcionario no vaciló en comparar el abastecimiento de gasolina con una gesta de la Independencia de Venezuela. “Con la unión cívico-militar-policial y la conciencia profunda de un pueblo, esta historia la vamos a escribir en letras mayúsculas”, sentenció El Aissami.
Pasados los calificativos, el ministro indicó que uno de los propósitos que tiene este esquema de desmontaje progresivo del subsidio a la gasolina es combatir el comercio ilegal del combustible, que por años ha existido debido al incentivo que genera una tarifa de venta que ha sido la más barata del mundo; e incluso ha sido de cero dólares cuando se hace la conversión del tipo de cambio del bolívar con respecto a la divisa estadounidense.
“Este nuevo esquema apunta en dos direcciones u objetivos: en primer lugar, superar las infames agresiones y criminales sanciones impuestas por el imperialismo contra nuestro pueblo y especialmente contra nuestra industria PDVSA;  y segundo, golpear y atacar las mafias que se han enquistado alrededor del tema de la gasolina como las mafias del contrabando de extracción, las mafias del `bachaquerismo´ y las mafias criminales que niegan el derecho del pueblo venezolano a su combustible”, dijo El Aissami. “Con este nuevo comienzo, buscamos que todo el pueblo tenga su combustible y avancemos hacia una nueva situación que mejore cada día más esta distribución justa y necesaria de la gasolina”, acotó.
El ministro no dio detalles sobre el esquema de venta de gasolina en las zonas fronterizas, donde se registra buena parte de la ilegalidad. Ni tampoco dijo cómo se evitará que la gasolina que se venda al nuevo precio subsidiado de 5.000 bolívares por litro pueda comercializarse ilegalmente, tomando en cuenta que su referencia en moneda nacional es de solo 2 céntimos de dólar por litro, lo cual continúa siendo la más baja del planeta.
Tampoco ha señalado en cuánto se mantiene el precio del diesel y cuál será la modalidad de venta para los conductores de transporte público y de carga. “El Presidente de la Republica ha decidido subsidiar de manera directa a los transportistas el abastecimiento total y absoluto en un 100%”, dijo.
Señaló que esta medida es temporal por 90 días y se adopta para evitar alzas en los precios del transporte público y de los productos agrícolas o alimentos.

Vacío legal

La principal novedad que tiene el nuevo esquema de la gasolina en Venezuela es que se establece la alternativa de venderla en 200 estaciones de servicio a 50 céntimos de dólar por litro, precio que se toma sobre la base del que se está cobrando en otros países, principalmente naciones vecinas.
No obstante, el ministro de Petróleo no aclaró si esta tarifa será variable, si mensualmente ese despacho hará una revisión en función de las fluctuaciones de mercado y de la cotización del precio de la cesta venezolana de crudo.
El Aissami tampoco se refirió al marco jurídico que sustenta la participación de privados en la compra, distribución y venta al detal de gasolina, tomando en cuenta que esa apertura a privados revierte la estatización del sector que ordenó Hugo Chávez en 2018.
En el segundo gobierno de Rafael Caldera (1994-1999) se aprobó la Ley Orgánica de Apertura del Mercado interno de la Gasolina y otros combustibles derivados de los Hidrocarburos  para Uso de Vehículos Automotores, la cual permitió el ingreso de empresas transnacionales y privadas en la distribución del combustible y abanderamiento de las estaciones de servicio. Ese marco legal se mantuvo vigente hasta septiembre de 2008 cuando la Asamblea Nacional aprobó la Ley Orgánica de Reordenamiento del Mercado Interno de los combustibles líquidos, que reservó al Estado y por ende a  PDVSA la intermediación en la venta de gasolina y que se mantiene vigente.
“Hay empresarios que han solicitado a través del Ministerio de Petróleo una licencia para importar combustibles y en este caso estas estaciones van a vender el litro de gasolina con un marcador de referencia a los mercados internacionales”, dijo El Aissami.  

Categoría: 
País: 

PUBLICADO: 01 de junio de 2020
Share

 

 

 

Zoom