El Mundo de la Energía
Sábado 4 Diciembre 2021 01:47:10 PM

Repsol elevó inversiones a 19.300 millones de euros para aumentar generación renovable y de reducción de emisiones

Para el año 2030, la compañía tiene el objetivo de producir 2 millones de toneladas de combustibles bajos en carbono (Foto Repsol)

En el marco de la presentación de sus resultados financieros del tercer trimestre de 2021, la empresa española Repsol informó que aumentó la inversión en el periodo 2021-2025 hasta los 19.300 millones de euros, al incorporar 1.000 millones de euros adicionales con respecto a lo previsto inicialmente en el Plan Estratégico, para aumentar su generación eléctrica renovable y su producción de hidrógeno libre de emisiones, e impulsar otras iniciativas bajas en carbono. De esta forma, el 35% de las inversiones realizadas por Repsol entre 2021 y 2025 se destinará a iniciativas de bajas emisiones.
En lo que se refiere a la generación de energía eléctrica renovable, uno de los pilares de la descarbonización de Repsol, la compañía ha actualizado los objetivos de capacidad instalada en 2030 hasta alcanzar los 20 GW, lo que supone un incremento del 60% frente a la meta anterior. En 2025, la capacidad instalada aumentará hasta 6 GW, desde los 1,7 GW con los que Repsol prevé terminar este año.
En este sentido, Repsol planea continuar con el crecimiento orgánico de este negocio gracias al desarrollo de una cartera de proyectos en operación y desarrollo en países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos OCDE, reforzada tras la joint venture suscrita en Chile con Ibereólica Renovables en 2020, y la adquisición el 13 de mayo de 2021 del 40% de la compañía Hecate Energy en Estados Unidos, especializada en el desarrollo de proyectos fotovoltaicos y de almacenamiento de energía y que cuenta con una cartera de proyectos renovables y de almacenamiento en desarrollo de más de 40 GW.
En materia de descarbonización, la ambición de Repsol es utilizar tres millones de toneladas anuales de residuos y mitigar más de siete millones de toneladas de dióxido de carbono al año en 2030. También para ese año, la compañía tiene el objetivo de producir 2 millones de toneladas de combustibles bajos en carbono.
Para lograr estas metas, en 2023 la compañía pondrá en marcha de la planta de biocombustibles avanzados de Cartagena, la primera de este tipo en España e informa que durante los primeros nueve meses de este ejercicio ha avanzado en los preparativos para el inicio de la construcción de esta instalación, que evitará la emisión a la atmósfera de 900.000 toneladas de dióxido de carbono al año. Repsol también cuenta con planes de inversión para el resto de sus complejos industriales, como los anunciados para Tarragona, principalmente para proyectos de economía circular, o Puertollano, donde invertirá en descarbonización y economía circular.
“Los complejos industriales de Repsol están poniendo en marcha importantes inversiones y proyectos que demuestran cómo la descarbonización, abordada desde la neutralidad tecnológica, puede garantizar el futuro y la rentabilidad de estas instalaciones, asegurando empleo y promoviendo riqueza para su entorno”, se asegura en el informe.
La compañía está adaptando sus instalaciones para utilizar múltiples residuos de diferentes orígenes como materias primas para convertirlos en combustibles y materiales más sostenibles, tal y como ha hecho recientemente su refinería de A Coruña, que por primera vez ha procesado aceite de fritura para fabricar hidrobiodiésel.
“El negocio de Química tuvo un comportamiento excelente entre enero y septiembre de 2021, impulsado por una sólida demanda y unos fuertes márgenes internacionales, que llegaron a tocar máximos históricos en el segundo trimestre del año. En este sentido, Repsol, que prevé invertir en este negocio 1.500 millones de euros en el periodo 2021-2025, tiene el objetivo de reciclar el equivalente al 20% de su producción de poliolefinas en 2030”, indica el informe.
Repsol se enfoca en una química eficiente, con productos más sostenibles, de alto valor añadido y enfocados a la economía circular. Visión que le ha llevado a la construcción en Puertollano de la primera planta de España de reciclado químico de espuma de poliuretano, componente principal de colchones, sofás y asientos para vehículos, entre otros usos. Adicionalmente, el 27 de abril, se unió al proyecto para la instalación de la Ecoplanta Molecular Recycling Solutions, una nueva factoría que procesará unas 400.000 toneladas de residuos sólidos urbanos no reciclables y que se construirá en Tarragona.
Además, el 9 de julio anunció el proyecto de ampliación de su complejo industrial de Sines (Portugal), donde invertirá 657 millones de euros para construir dos plantas de materiales poliméricos 100% reciclables, que podrán utilizarse para aplicaciones de la industria farmacéutica, automotriz y alimentaria.

Hidrógeno verde

Otro de los pilares de la compañía para avanzar hacia una industria más sostenible es la producción de hidrógeno renovable. Repsol se ha fijado la ambición de ser líder en este ámbito en la Península Ibérica y tener una posición relevante en el mercado europeo. La compañía, que presentó en octubre su estrategia de hidrógeno, anunció el pasado mes de julio su intención de alcanzar en 2025 una capacidad de generación equivalente a 552 megavatios  y llegar a 1,9 gigavatios  en 2030, con una inversión prevista de 2.549 millones de euros.
Otros proyectos de este ámbito, son  la puesta en marcha del Corredor Vasco del Hidrógeno, BH2C, en el que participan unas 130 organizaciones, donde se prevé que con una inversión de más de 1.300 millones de euros hasta 2026, esta iniciativa generará más de 1.340 puestos de trabajo directos y 6.700 indirectos. Repsol también impulsa, junto a otras entidades, el Valle del Hidrógeno de Cataluña (H2ValleyCat) y el Valle del Hidrógeno Verde de la Región de Murcia. En octubre, la compañía formalizó una alianza con Emergía De Portugal, uno de los principales grupos eléctricos de Europa, y el mayor de Portugal para promover conjuntamente la producción de hidrógeno renovable en la Península Ibérica.

Avanza la digitalización

Otro de los pilares para la transformación de Repsol es la digitalización. En ese ámbito la compañía anunció a finales de junio que comercializará, junto a Accenture, su plataforma de big data e inteligencia artificial ARiA. “Esta plataforma servirá para ayudar a otras empresas a acelerar el uso del big data y desplegar la inteligencia artificial a escala. ARiA ha contribuido de forma directa a la consecución de parte de los objetivos del Programa Digital de Repsol, que ha obtenido retornos superiores a 330 millones de euros en 2020, de los cuales 150 millones son específicos por el uso de datos, analítica e inteligencia artificial. En el ejercicio 2021 está previsto que los retornos del Programa Digital alcancen los 500 millones de euros”, se indicó.
Asimismo, Repsol, junto a otras cinco grandes compañías, ha creado IndesIA, el primer consorcio de economía del dato e inteligencia artificial de la industria en España, abierto a integrar a otras empresas y sectores, entre los que figuran Airbus y Ferrovial.

Para ver informe completo visite: https://www.repsol.com/es/sala-prensa/notas-prensa/2021/el-resultado-net...


PUBLICADO: 03 de noviembre de 2021
Share