El Mundo de la Energía
Lunes 25 Enero 2021 12:38:19 PM

El hidrógeno tendrá un papel muy relevante como fuente de energía

Actualmente el 41% del PIB mundial se genera por países que ya tienen el objetivo Net Zero (Foto Petroguía)

Andrés Guevara de la Vega, Vicepresidente de Ciudades de British Petroleum (BP)  aseguró que el hidrógeno va a tener un papel muy relevante como portador de energía durante la transición energética cuyo fin es reducir las emisiones al máximo posible para evitar el calentamiento global.
En ese sentido, explica que el gas natural va a seguir teniendo relevancia en un futuro descarbonizado tanto por ser una fuente de energía para generación eléctrica, una fuente de calor que usa la industria como un medio para producir hidrógeno azul.
En cuanto al hidrógeno aclara que si bien al ser producido por medio de electricidad renovable es cero emisiones, y se llama hidrogeno verde, tiene el inconveniente que como portador de energía es más costoso y menos  eficiente para transportar energía que los hidrocarburos tradicionales.
Esto contribuye también a que los mercados de energía se vuelvas más locales, más distribuidos y menos concentrados que los grandes centros de distribución tradicionales que han predominado hasta el momento.
Añadió Guevara durante el conversatorio “Perspectivas de la transición energética e impacto regional” organizado por  Gas Energy Latinoamérica que de aquí al 2050 la cuota de participación de los combustibles fósiles (petróleo, carbón, gas natural)  en la matriz energética primaria caerá de un 85% a entre 65% y 20%, a la inversa que los renovables cuya participación aumentará de 5% en el 2018 a entre 20% y 60% para el 2050.
Explica el experto venezolano que de hecho ya se está viendo cómo hay un fenómeno de electrificación masivo orientado hacia la movilidad y que en muchos países del mundo vehículos de combustión están siendo reemplazados por  vehículos eléctricos.
Añade que también se está dando el desarrollo de transporte como camiones que usan hidrógeno como combustible y ya hay estaciones de servicios de hidrógeno en el norte de Europa y en ciertas partes de Estados Unidos, y en otros países donde se incentiva la descarbonización están empezando a surgir.
Por otro lado, explica que durante los próximos 20 años la mezcla energética mundial va a ser mucho más diversificada y con mayor competencia, y que esa competencia se va a dar tanto entre las distintas fuentes de energía por cuotas de mercados como entre las naciones petroleras para garantizar que sus recursos energéticos se produzcan. Estos últimos además deberán enfrentar la caída de la demanda y precios de entre 30 a 50 dólares por barril.
En América Latina se dará por tanto que los hidrocarburos más competitivos cuyo costo de producción como huella de carbono sea más bajo tendrán mayor posibilidad de ser desarrollados y producidos. “Esto aclara porque han disminuido  los presupuestos para exploración de aguas profundas que resultan menos competitivos que los crudos convencionales en tierra”, señala.
Efectos de la transición en América Latina
Asegura el experto de BP que “la transición energética y el problema del cambio climático  va a afectar a América Latina por un tema de interconexión global.”
Resalta que actualmente el 41% del PIB mundial se genera por países que ya tienen el objetivo Net Zero y que por ello, si queremos poder acceder a mercados orientados a cero o bajas emisiones para colocar nuestros bienes y servicios debemos reducir las emisiones, legislar a respecto e incentivar el uso de energías limpias, pues si bien ahora esto puede ser ahora una ventaja competitiva tal vez en 10 años sea un requisito.
De ahí la importancia que tiene para los países de América Latina “incentivar las energías renovables, legislar  para ser más flexibles y agilizar la producción de hidrocarburos, adaptar los marcos regulatorios para mantenernos  relevantes, y  esa relevancia no es solo maximizar la producción en el corto y mediano plazo sino incluir temas como la captura y almacenamiento del carbono, porque no es descabellado pensar que países que hoy producen hidrocarburos sean almacenadores del CO2 del mundo y cobren por eso”.

Escasas posibilidades de nuevos proyectos en la Faja del Orinoco

Considera el experto venezolano que si bien es posible que los 4 proyectos de la Faja del Orinoco que han venido desarrollándose desde la apertura petrolera sean rescatados, luce poco probable que se den nuevos proyectos considerando:
• La declaración de China de llegar a ser Net Zero en 2060
• La huella de carbono que tienen los proyectos de la Faja es mucho más alta que la de los proyectos convencionales y si hay que sumarle el transporte y el mejoramiento del crudo extra pesado tienen menos ventajas.
• Empresas financieras, gobiernos, agentes multilaterales también están comenzando a anunciar limitaciones muy concretas y serias para financiar proyectos que no sean verdes.

Por lo tanto estima que el crudo extra pesado se quedará bajo la tierra.
 

Categoría: 
País: 

PUBLICADO: 22 de diciembre de 2020
Share

 

 

 

Zoom