El Mundo de la Energía
Domingo 20 Octubre 2019 11:17:18 AM

Cortes en la producción de petróleo de Arabia Saudita afectan precios globales de crudo y gasolina

Arabia Saudita tenía cerca de 180 millones de barriles de petróleo crudo en inventario a fines de julio de 2019, los cuales el país puede usar para mantener un nivel similar de exportaciones de petróleo como antes del ataque. Cortesía Saudi Aramco

Según un informe de la Administración de Energía de Estados Unidos (EIA), los precios del petróleo son el factor más importante para el precio minorista de la gasolina, que es la que más se consume en Estados Unidos.
Por cada dólar de cambio sostenido en el precio del petróleo se produce un cambio promedio de 2,4 centavos de dólar por galón en los precios de sus derivados.
Luego del ataque a la instalaciones de procesamiento de petróleo de la empresa Saudi Aramco en Abqaiq y el campo Khurais en Arabia Saudita el 14 de septiembre, los precios del crudo Brent y West Texas Intermediate tuvieron el mayor aumento en un solo día en diez años, reportó la EIA.
El 16 de septiembre, los precios de venta minorista de gasolina en Estados Unidos promediaron 2,55 dólares por galón.
Abqaiq es la planta de estabilización de petróleo más grande del mundo con una capacidad de procesamiento de 7 millones de barriles diarios o cerca de 7% de la capacidad mundial de producción de crudo.
La estatal Saudi Aramco informó el 17 de septiembre que la planta de Abqaiq estaba produciendo 2 millones de barriles diarios y que su capacidad de producción se iba a restablecer por completo a finales de mes. La empresa también afirmó que las exportaciones de petróleo a sus clientes seguirían recurriendo a los inventarios existentes y a la producción adicional de otros campos.
Las estimaciones de carga de buques tanque de datos de terceros indican que en dos instalaciones de exportación de Arabia Saudita se restablecieron los niveles previos al ataque y quizás por la noticia del retorno de la capacidad de producción, los precios del crudo cayeron el 17 de septiembre.
Sin embargo, durante un corte de suministro una fuente alternativa de suministro son los inventarios mundiales de petróleo.  Según datos de JODI, Arabia Saudita tenía cerca de 180 millones de barriles de petróleo crudo en inventario a fines de julio de 2019, los cuales el país puede usar para mantener un nivel similar de exportaciones de petróleo como antes del ataque.
La EIA estima que la producción de Arabia Saudita fue de 9,9 millones de barriles diarios en agosto, antes del ataque a las instalaciones petroleras.
La Iniciativa de Datos de Organizaciones Conjuntas calculó que el país árabe exportó 6,9 millones de barriles en julio y el servicio de datos de seguimiento de petroleros, Clipper Data, estimó que las exportaciones de petróleo de Arabia Saudita se mantuvieron en 6,7 millones de barriles en agosto.

Aunque las importaciones de crudo de Estados Unidos desde Arabia Saudita han disminuido en los últimos tres años y alcanzaron un mínimo de 380.000 barriles diarios en la primera semana de septiembre, el país aún importa cerca de 7 millones de barriles diarios de crudo, informó la EIA.

Por lo tanto, un mercado mundial de petróleo más ajustado y el aumento de los precios mundiales del crudo aumentarán en última instancia el precio de los combustibles de transporte en los Estados Unidos.

A partir del 1 de septiembre, los inventarios comerciales de petróleo crudo y otros líquidos para los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) se estimaron en 2.900 millones de barriles, suficiente para cubrir 61 días del consumo de combustibles líquidos de sus miembros.
Por otra parte, Estados Unidos tiene dos tipos de inventarios de petróleo: los de las empresas privadas con fines comerciales y los que el gobierno posee en la Reserva Estratégica de Petróleo (SPR) que se usa en períodos de interrupción importante del suministro.

Los datos semanales de EIA del 13 de septiembre indican que los inventarios comerciales totales de EE. UU. fueron equivalentes a 24 días de los insumos actuales de las refinerías. El SPR tiene volúmenes adicionales equivalentes a un poco más de 37 días adicionales para un total de aproximadamente 62 días.

La cobertura de suministro proporcionada por los inventarios de petróleo también se puede medir por días de importaciones netas de petróleo crudo (importaciones menos exportaciones). Según esta métrica, a partir de junio de 2019, Estados Unidos podría satisfacer sus necesidades netas de importación retirando el SPR durante 162 días.

La Ley de Política Energética y Conservación establece que el Presidente puede tomar la decisión de retirar el petróleo crudo del SPR si descubren que hay una interrupción severa del suministro de petróleo.

Estados Unidos ha utilizado el SPR de esta forma en tres oportunidades desde su creación: en 1991, al comienzo de la Operación Tormenta del Desierto; en 2005, después del huracán Katrina; y en 2011, para ayudar a compensar las interrupciones en el suministro de petróleo crudo en Libia.
 

Categoría: 

PUBLICADO: 23 de septiembre de 2019
Share