El Mundo de la Energía
Viernes 19 Julio 2019 11:48:14 PM

“Una buena noticia es que el gobierno de Maduro no le puede sacar los dividendos a Citgo desde 2017”

Francisco Monaldi: Canadá es el gran ganador del mercado que pierde Venezuela en Estados Unidos  (Foto Instituto Baker)

A criterio del economista Francisco Monaldi, profesor e investigador del Instituto Baker en la Universidad Rice en Houston, la junta directiva de Citgo, la filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA) en Estados Unidos, afronta como principal problema los reclamos por los litigios y demandas en los que acreedores del Estados venezolano intentan cobrar mediante la toma parcial o total de la compañía.
Señala que las recientes sanciones que impuso del Departamento del Tesoro, que impiden las exportaciones de crudo de PDVSA al mercado estadounidense, están ocasionando que el petróleo pesado se cotice por encima del WTI debido a la escasez de abastecimiento que afronta el parque refinador, ubicado en las costas del golfo de México en Estados Unidos. Monaldi conversó con Petroguía sobre el impacto que tiene la actual coyuntura y la recomposición que puede darse en el mercado petrolero que pierde Venezuela. 

¿Qué impacto generan sobre el mercado petrolero mundial y de abastecimiento de combustibles en los Estados Unidos las sanciones que el Departamento del Tesoro le impuso a PDVSA?
Venezuela estaba exportando a Estados Unidos alrededor de 500.000 barriles diarios, buena parte crudo pesado mezclado con nafta, y por eso el mercado más afectado es el de crudos pesados de la costa del golfo de México de los Estados Unidos, donde se encuentra el parque refinador más grande del mundo y el principal para este tipo de crudos. En Estados Unidos hay abundancia de crudos livianos pero no hay suficientes pesados. El crudo canadiense podría ser un buen sustituto del venezolano por razones de infraestructura, pero no hay oleoductos suficientes para llegar al sur de los Estados Unidos. México es otro proveedor de ese crudo, pero su producción está declinando. Se cuenta también con una nueva producción en Brasil, que algo se enviará a Estados Unidos, pero por el momento hay una escasez de este tipo de crudos, que ocasiona que el crudo pesado en algunos momentos cueste más que el WTI, que es el crudo liviano americano standard. Posiblemente parte del crudo pesado de Irak vaya a Estados Unidos, pero lo que está pasando es que el crudo pesado está carísimo porque no hay. Lo que están haciendo las refinerías es elevar al máximo su uso de livianos porque hay abundancia en Estados Unidos, pero las refinerías como están diseñadas para procesar pesados y están trabajando a menor capacidad.

¿De cuánto es la diferencia entre el precio del crudo pesado y el WTI?
Normalmente había un descuento de hasta 10 dólares, ahora no sólo no existe descuento sino que el spread o diferencial ha llegado a revertirse y eso es rarísimo que ocurra porque los crudos livianos generan más productos valiosos como gasolina, jet fuel, mientras que los pesados generan productos de poco valor como fuel oil.

¿Qué opciones tiene Venezuela?
Venezuela quizás exportará más a India y China.

Hay una percepción en Venezuela que el crudo que PDVSA exporta para Estados Unidos es sólo para su filial Citgo. ¿Quiénes son los compradores de crudo venezolano en los Estados Unidos?
Eso ha variado en el tiempo. En el pasado Citgo llegó a ser el tercer comprador de crudo venezolano, pero en los últimos meses volvió a ser el primero, y los otros dos principales compradores son Valero y Chevron, este último básicamente recibe los crudos que se extraen en sus proyectos o empresas mixtas en Venezuela como Petroboscán y Petropiar. Los suministros a Citgo, Valero y Chevron representan como 90% de lo que Venezuela exportó a Estados Unidos en los últimos 6 meses. Después hay otras compañías que compraban crudo venezolano, pero lo dejaron de hacer como Shell y Phillips 66.

Aparte de Estados Unidos, ¿las sanciones tienen impacto en el mercado internacional petrolero?
Debemos tomar en cuenta que por un lado había una sobreproducción de petróleo y se estaban acumulando inventarios. Estamos frente a un tablero en el que tenemos a varias piezas a la vez. Los americanos le pusieron sanciones también a Irán, pero ante el miedo de que el precio del crudo pueda subir establecieron una serie de excepciones a varios países para que puedan importar crudo iraní como es el caso de India y China.
Por otro lado, Arabia Saudita, que venía de producir al máximo y tumbó el precio, ahora la vemos junto con Rusia coordinar para concretar un nuevo recorte de producción; y ahora tenemos el caso de Venezuela, que la sacan del mercado estadounidense.

¿Ya Venezuela quedó totalmente fuera?
Todavía no la han sacado como a Irán. Estados Unidos no sólo prohíbe que se importe crudo iraní sino que también trata de imponer sanciones a países que importar crudo de ese país. Eso no se lo han hecho todavía a Venezuela pero podrían hacerlo. Estados Unidos podría hacer más duro es amenazar a las países europeos, India y toda empresa que  compre crudo venezolano  que no podrán utilizar el sistema bancario americano. Eso fue lo que se le hizo a Irán. Todo esto hace que el mercado petrolero se encuentre en una situación de incertidumbre porque fundamentalmente depende de tres actores: Estados Unidos, dependiendo de cuántas aprietan en Irán o en Venezuela con más sanciones; Rusia, y  Arabia Saudita, sobre todo de cuánto coopera en subir producción en caso de que sea necesario. A eso se suman otras incertidumbres vinculadas al comportamiento de la economía mundial y el miedo que deje de crecer este año.

¿Qué país se queda con el mercado que deja Venezuela en Estados Unidos o ese déficit de crudos pesados es difícil de resolver en corto plazo?
Es difícil resolverlo por los problemas que mencionaba de distribución por falta de infraestructura para el traslado de crudo pesado. Para mí el primer ganador es Canadá en el corto y largo plazo. El gobierno de la región de Alberta (oeste canadiense) había impuesto cuotas de producción a los productores internos, como si fuera la OPEP, porque existía un exceso de producción que no se podía sacar, lo que había ocasionado una caída en el precio interno del crudo. Ahora con el hecho de que subió el crudo pesado en el golfo de México, los productores están abriendo producción y están tratando de llevarla al sur de los Estados Unidos. Al final siempre está la pregunta de cuán rentable es. Recordemos que cuando los precios del petróleo estaban altos, los canadienses llegaron a trasladar ese crudo pesado hasta por camión y tren hacia el golfo de México, pero eso no era rentable con precios bajos. Con esta alza ocasionada por las sanciones a Venezuela algunas operaciones se hacen rentable.

¿Por qué los canadienses se beneficiarán en el largo plazo?
Dependerá de cuánto duren las sanciones. Ojalá que para el bien de Venezuela no sea mucho tiempo. Si el oleoducto Keystone pipeline XL se construye –que yo creo que sí se va a hacer- eso permitirá meter 750.000 barriles diarios de crudo canadiense en la costa del golfo y eso hará dificilísimo a México y Venezuela competir con Canadá.

¿Cuál es la situación de ese oleoducto? ¿Qué ocurrió con las prohibiciones ambientales?
Hasta ahora no se ha empezado a ejecutar el proyecto. Se anunció que se haría y las restricciones del Gobierno Federal de Estados Unidos fueron levantadas. Hay que evaluar si los números continúan teniendo viabilidad económica, pero creo que esta situación lo hace factible y convierte al oleoducto en un tema de seguridad nacional para los Estados Unidos, mucho más de lo que ya era para la administración de Donald Trump, a diferencia de lo que ocurrió con el gobierno de Barack Obama.

¿Hay otros países beneficiarios de ese mercado que pierde Venezuela?
Países productores de crudos pesados como Brasil y Colombia; e Irak y Arabia Saudita hasta cierto punto.

Con estas sanciones, ¿podría mantenerse cierto volumen de exportaciones de PDVSA hacia Estados Unidos?
Por tres meses se pueden hacer pero está el tema que no se le puede pagar a PDVSA entonces no tiene sentido que la PDVSA controlada por el gobierno de Nicolás Maduro mantenga suministros hacia Estados Unidos. Las únicas que se pueden realizar son las de Chevron, porque forman parte del pago o de lo que le debe PDVSA por la parte que les corresponde en sus empresas mixtas. Si las sanciones las extienden, ni siquiera se podrán realizar esos envíos a Chevron.

¿La operatividad de Citgo está garantizada con la designación de una directiva por parte de la Asamblea Nacional o puede afrontar problemas?
Una buena noticia con Citgo es que el gobierno de Nicolás Maduro no puede retirarle los dividendos desde finales 2017. Anteriormente PDVSA le sacaba cuánto dinero podía y la endeudó hasta el tope. La empresa ha estado bien su flujo de caja, entre otras razones porque en este momento el negocio refinador es rentable. Las refinerías de Lake Charles y Lemont son muy rentables, la de Corpus Christie no tanto, pero Citgo como un todo es rentable, pero tiene el reto que debe sustituir 50% del crudo que compraban en Venezuela y en este momento no están consiguiendo cargamentos de crudo pesado en el caso de la refinería de Corpus Christie. Citgo tiene inventarios hasta finales de marzo y por eso aún se no se ha visto afectado. Ahora, creo que el gran reto que tiene la nueva directiva de Citgo, además de calmar los ánimos de los trabajadores y garantizar la operatividad de la empresa en Houston porque hay mucha incertidumbre de la gente porque no sabe que pasará,  será defenderse de los acreedores como Crystallex, que están tratando de ejecutar a Citgo por lo que debe el Gobierno venezolano les debe. Esperemos que puedan maniobrar esa situación porque sería malo para Venezuela que pierda ese activo que es estratégico.

Categoría: 

PUBLICADO: 21 de febrero de 2019
Share