El Mundo de la Energía
Viernes 27 Noviembre 2020 08:10:56 PM

Ingreso petrolero de Venezuela registra una caída de 76% en 2020

Oliveros: "Para que podamos salir de la hiperinflación y tener estabilidad en la tasa de cambio tenemos que pensar en una reforma del Estado y una reforma fiscal que haga ese Estado sostenible”.

El economista Asdrúbal Oliveros, director  de Ecoanalítica, aseguró que la caída de la producción petrolera, y por ende de las exportaciones, es la primera causa de un menor ingreso en divisas en Venezuela y de la depreciación acelerada del tipo de cambio del boĺivar con respecto al dólar, es decir, hay menos dólares circulando en la economía y el precio del bien que se hace escaso aumenta.
“El desplome de la producción petrolera venezolana no tiene precedente. Venezuela dejó de ser un actor importante en el escenario petrolero mundial, a pesar de sus altas reservas. Estamos produciendo menos de 400.000 barriles diarios. En términos per cápita casi llegamos a los mismos niveles de cuando arrancó la industria petrolera en época de Juan Vicente Gómez; y por tanto, la entrada de divisas al país ha mermado”, agrega el director de la firma consultora durante el Foro ¿Qué está pasando con el dólar?, espacio virtual organizado por el Observatorio Venezolano de  Finanzas de  la Asamblea Nacional.
De acuerdo a datos de Oliveros, el ingreso petrolero este año,  ha tenido una contracción del 76%  si se compara con el año 2019.
Al ser consultado sobre una recuperación de la producción Petrolera en lo que queda del año o a principios de 2021, el economista considera que “en el contexto de gobierno que tenemos no vamos a ver una recuperación  de la industria que permita explotar su potencialidad: esa gran cantidad de reservas que tenemos; pero en un escenario donde haya una modificación del esquema de sanciones bajo la presidencia de Joe Biden y con la ley antibloqueo que algunos actores la puedan asumir,  se podría levantar la producción en algunos campos” lo que podría sumar unos 200.000 a 300.000 barriles diarios máximo, pero  jamás se llegaría a niveles de 2,8 millones de barriles diarios que tenía la producción petrolera al arribar al poder el presidente Maduro.
En ese sentido, señala que la recuperación petrolera implica mucha plata, un marco jurídico institucional distinto, un acuerdo tributario distinto y hasta ahora eso no se ve.

Divisas e hiperinflación

El economista señala que a parte de la destrucción de la industria petrolera que provee los dólares, hay otros dos elementos centrales que influyen en el tema de la subida del precio de las divisas  y de la hiperinflación:
a. La pérdida de confianza en la moneda, en este caso del bolívar que a la fecha perdió   en 100% su capacidad de compra; y que ha hecho por una parte, que  los pagos en bolívares sean cada vez más una excepción,  y que por otra parte,  a penas los venezolanos reciben bolívares  los gasten comprando cosas o  dólares.
b. La existencia de un Estado colapsado que no tiene capacidad de generar ingresos, y que los hace dependiente de los  bolívares inorgánicos que le entrega el banco Central aumentando cada vez más el desequilibrio fiscal.

Para aclarar por qué el dólar también ha perdido en parte su capacidad adquisitiva o por qué suben los precios de las cosas en dólares, el director de Ecoanalítica aclara que las monedas “no son infalibles, las monedas están atadas a la institucionalidad y al entorno donde operan”, y que el tipo de cambio en Venezuela crece por debajo del ritmo de la inflación. Según los cálculos de esta firma, para el mes de septiembre de 2020 la tasa de cambio de equilibrio comercial debería haber estado en bs. 741.102 por dólar cosa que no ocurrió. Por lo cual, aún dicen los expertos que el dólar “está barato”.
Asdrúbal Oliveros señala que “para que podamos salir de la hiperinflación y tener estabilidad en la tasa de cambio tenemos que pensar en una reforma del Estado y una reforma fiscal que haga ese Estado sostenible”.
Y finalmente, sentencia que “El abordaje de la solución  del problema va más allá de cambiar la moneda, aumentos de sueldo por decreto. Es un problema integral que tiene que ver con la industria petrolera, el Estado, la confianza, el apoyo internacional, con impulsar al sector privado. Todo tiene que estar engranado para que todos tengamos salarios dignos.
Y mientras que esto ocurre el economista señala que los ciudadanos más afectados son  sobre todo quienes su único ingreso lo reciben en bolívares y aquellos que solo cobran la pensión. Por eso, recomienda a las empresas seguir haciendo cobertura en dólares y aplicando todo los mecanismos que pueden utilizar para resistir, y  a los ciudadanos generar ingresos en la medida de lo posible y ayudar a los que menos tienen creando redes de solidaridad vecinal y comunal.

País: 

PUBLICADO: 19 de noviembre de 2020
Share

 

 

 

Zoom